Eladio Piñeiro funda en 1983 Bodegas Mar de Frades después de estar varios años elaborando vino Albariño, antes de que se concediera la Denominación de origen Rías Baixas. Nunca deseó una bodega de grandes dimensiones, pero siempre se obsesionó por elaborar un vino personal, y así nació una elaboración especial de mosto lágrima que presentó en sociedad con la cosecha del 91 y una vestimenta única (botella de VIDRIO AZUL personalizada), que supuso toda una revolución en cuanto a imagen externa de un vino de calidad. Esto da una idea de la exclusividad de los consumidores a los cuales se dirigió, para ellos trató de hacer elaboraciones muy especiales basándose en las raíces de esta tierra del Salnés, extrayendo lo que hay de excepcional en la variedad Albariño.

En Enero del año 2003, a causa de una dolencia grave de su pareja, decide atender alguna de las ofertas que cada año recibía, dado que su marca en todos los estudios de mercado salía como la de más capacidad de crecimiento entre otras características, ya que se resistía a producir más con el riesgo de no mantener el nivel de calidad y exigencia que se había impuesto. Dada la situación familiar y para tener garantías de afrontarla, decide vender única y exclusivamente su marca “Mar de Frades”, la patente de la botella azul y del Alambique, firmando un pacto de no competencia durante 3 años y alquilando la bodega durante ese período, pero lógicamente el regreso estaba anunciado.

Motivado por ese acontecimiento familiar y después de su feliz desenlace regresa para confirmar lo que verdaderamente le emociona y mantiene lleno de vida y que casi se lo arrebatan, pero finalmente el destino quiso que tuviese la posibilidad de hacerlo y además con tiempo para meditar y decidir lo que más podía satisfacerle aportar al mundo del vino sin tener en cuenta lo que se comercializa en un mercado saturado de oferta.

Por ello, la familia, ha decidido elaborar vinos y orujos apartándose del circuito habitual de venta creando una nueva categoría (Vinos de Colección Privada), para ello pone en marcha ATENEO-COLECCION PRIVADA para canalizar exclusivamente toda su gama de producción – Tintos con Alma en el Alentejo Portugués y Albariño y orujo en su tierra, las Rías Baixas, así tendrán absoluta libertad de creación y elaboraran pequeñas cantidades que puedan coleccionar exclusivamente los socios y darlo a conocer a los amantes del vino que buscan premiarse.

Los vinos artesanales de parajes singulares se elaboran en las 2 casas-bodega, Rías Baixas y Alentejo, se realiza micro vinificaciones de viñas muy específicas buscando vinos expresivos, longevos y de un amplio maridaje gastronómico.

Los Albariños Frore de Carme –Reserva, Envidia Cochina -Tête de Cuvée y Amodiño – Finisterrae, de crianza prolongada sobre lías de diferentes añadas, en cuba de acero y posterior crianza en botella, tienen un carácter muy marcado de la variedad y del terruño, son albariños “crudos”, sin artificios y con una gran complejidad.

El albariño La Ola, elaborado partiendo de la misma viticultura y enología que le caracteriza será presentado en el mercado tanto a nivel internacional como nacional antes de Navidad y lo daremos a catar en primicia en Los Cabezudos. Su packaging y etiqueta son un homenaje a la primera botella azul del mercado español, obra de Eladio.

Lo mismo ocurre con el Caiño Novoa, en este caso es un vino que llevamos elaborando muchos años para autoconsumo y que por fin sacaremos unas pocas botellas al mercado. En Alentejo cría un tinto muy singular, La Coartada, amplio, fruta madura, torrefactos, especies, etc., también de guarda.

Todos ellos expresan la simbiosis con la naturaleza por nuestras prácticas biodinámicas, tanto en la viña como en bodega.

IMG_20181025_214750

DSC_0433

DSC_0425IMG-20181025-WA0008

IMG_20181025_230708

 

El jueves 28 de junio tuvo lugar en Los Cabezudos la cata de Champagne DEUTZ de la mano de González Byass, Juanma Terceño, sumiller en González Byass, apasionado del vino, la gastronomía, el baloncesto y divulgador incansable de la cultura del vino y de su disfrute, dirigió la cena maridaje.

Fue en 1835 cuando el joven Manuel María González Ángel fundó González Byass e inició, así, una larga y apasionada andadura dedicada al mundo del vino. Manuel Mª encontró el mejor apoyo para iniciarse en el fascinante negocio del Jerez en su tío materno, José Ángel, Tío Pepe. Él fue quien le enseñó todo sobre el vino Fino hasta el punto de darle nombre a la solera fundacional en cuyas botas aún hoy puede leerse “Solera del Tío Pepe”. Así empieza a forjarse la leyenda del Fino más famoso de España y del mundo.

Actualmente, sigue siendo una bodega familiar, presidida por la 5ª generación de la familia González que siempre ha mostrado su pasión por el mundo del vino, su amor a la naturaleza y el apoyo al medio ambiente. La pasión de la familia González por el vino le ha llevado no solo a extender la cultura del vino de Jerez por todos los rincones del mundo sino a convertirse también en una Familia de Vino, que representa fielmente la diversidad enológica de España. Siguiendo este camino, hace más de 30 años que González Byass ha ido incorporando bodegas de zonas emblemáticas de España.

MENÚ MARIDAJE:

Gilda con Anchoa del Cantábrico en Salmuera con CROFT TWIST BRITISH APERITIF & TIO PEPE

Cañaillas & Gambas Blancas de Huelva con CHAMPAGNE DEUTZ BRUT CLASSIC

Ensalada Templada de Zamburiñas Gallegas y Langostino de Sanlucar con BERONIA VERDEJO 2017

Bacalao de Islandia Frio en Semiconserva con PAZOS DE LUSCOS ALBARIÑO 2016

Solomillo de Vaca “Goya” de Tolosacon Foie de Pato con CHAMPAGNE DEUTZ BRUT ROSÉ

Queso Stilton Blue con NOÉ PEDRO XIMÉNEZ MUY VIEJO V.O.R.S

DSC_0296 2DSC_0222 4DSC_0239DSC_0302

El pasado Jueves 15 de Marzo de 2018 a las 21h. en Restaurante Los Cabezudos (Antonio Agustín 12-14, Zaragoza) tuvo lugar la 2ª Cata-maridaje correspondiente al Ciclo de Catas y Maridajes 2018 de Los Cabezudos (Cata nº 116).

Dirigido por José Manuel Pérez Ovejas:

Director técnico y enólogo de Bodegas Hnos. Pérez Pascuas- Viña Pedrosa. Ha sido elegido, “Bodeguero del Año 2017 “ en España, galardón concedido por EXPANSIÓN. Viene a reconocer la impecable trayectoria de José Manuel Pérez Ovejas por sus 28 años elaborando auténticos vinos de terruño, casi eternos, cuya regularidad, elegancia y complejidad les diferencia del resto de Ribera del Duero.

Las Bodegas Hermanos Pérez Pascuas, también conocidas como Viña Pedrosa, tienen sus verdaderos orígenes en la finca familiar que Mauro Pérez trabajó durante toda su vida. Mauro supo transmitir a sus tres hijos, Benjamín, Manuel y Adolfo Pérez Pascuas, el respeto por la tierra y la tradición, así como el afán por la excelencia. Los viñedos que dejó a su familia son la base de la bodega de Pedrosa de Duero.

En 1980, los tres hermanos, convencidos de las posibilidades su finca y sus viñas, fundaron la actual Bodegas Hermanos Pérez Pascuas en la que actualmente trabajan dos generaciones.

Viña Pedrosa esta hoy considerado como uno de los grandes vinos de España con mayor prestigio y reconocimiento internacional, presente en más de 40 países, llegando a venderse su Pérez Pascuas Gran Selección 2004 hasta por 1200€ en ciudades como Nueva York.

Gran éxito de asistencia en una velada muy amena y participativa, dirigida por José Manuel, quien destacó el estilo y la marcada personalidad de viña Pedrosa, cuentan con una producción de 550.000 botellas al año de sus 150 hectáreas, desechando hasta 250.0000 kg de uva para conseguir la calidad de sus vinos, utilizan barricas de primer año los primeros 6 meses y de segundo año los siguientes meses, 2015 fue una de las mejores cosechas de Ribera del Duero y la grandeza de Perez-Pascuas es poder y saber que son vinos para beber pero también para guardar y disfrutar con el tiempo.

Distribuye en Zaragoza Dispac S.L. de la mano de Pedro Tabuenca (propietario) y Carlos Melero (director comercial).

Se cató y disfrutó un trabajado maridaje en colaboración entre José Manuel Pérez Ovejas y Carlos Ayora director de Los Cabezudos.

 

5d0a9610_39942376595_o 5d0a9647_39027270610_o DSC_0020RED DSC_0032RED DSC_0045RED

 

El pasado Jueves 8 de Febrero de 2018 a las 21h. tuvo lugar en Restaurante Los Cabezudos (Antonio Agustín 12-14, Zaragoza) la 1ª Cata-maridaje correspondiente al Ciclo de Catas y Maridajes 2018 de Los Cabezudos (Cata nº 115).

Gracias a la bodega Pago Aylés, y en especial, a su socia propietaria Inmaculada Ramón, a su comercial nacional Oscar Ledesma, a su equipo de enología y a bodegas Carlos Valero, nos permitieron sacar de su cementerio de botellas antiguas las primeras añadas de los vinos más representativos de su historia.

Dirigió la velada Jorge Navascués, director Técnico de Enología de Pago Aylés y de Viñas del Contino de Grupo CVNE, socio junto a su padre, el también enólogo Jesús Navascués, de Navascués Enología SL, empresa que asesora bodegas en varias zonas de España como Cariñena, Somontano, Navarra, Rioja, Tacoronte-Acentejo, IGP Bajo Aragón, IGP Ribera del Gallego, IGP Bajo Cinca y además está desarrollando 2 proyectos de vinos propios como son Cutio y Mas de Mancuso.

Se cató y disfrutó de un trabajado maridaje en colaboración entre Jorge Navascués y Carlos Ayora director de Los Cabezudos.

El primer maridaje fue el único blanco de la noche, SERENDIPIA BLANCO 2012  con angulas de Aguinaga a la bilbaína, el segundo vino fue un SERENDIPIA TEMPRANILLO 2008, un hallazgo afortunado, como su propio nombre indica, acompañado de una tostada de foie fresco.

A continuación, y para acompañar unos fagotti rellenos de pera con salsa de quesos, se cató SERENDIPIA MERLOT 2009, un merlot 100%. El cuarto maridaje fue un garnacha, “ S ”  PAGO AYLÉS 2013 maridado con garbanzos con bogavante del Cantábrico, seguido de su vino más grande, serio y que mejor aguanta el paso del tiempo, “ Y ”  PAGO AYLÉS  2010 con entrecot de vaca “Goya” de Tolosa.

El postre, chocolate con teja de Tolosa vino acompañado de 3 DE 3000, PAGO AYLÉS 2004, elaborado de la selección de 3 fincas de las 3.000 hectáreas que comprenden sus centenarias viñas.

CATA-AYLÉS-01red

CATA-AYLÉS-02red

CATA-AYLÉS-03redDSC_0846red

DSC_0854red

IMG_20180208_232157red

IMG_20180208_233518red

IMG_20180209_000652red

El pasado jueves 26 de octubre, a las 21h, en el Rte. Los Cabezudos, tuvo lugar la octava cita correspondiente al Ciclo de Catas y Maridajes 2017 de Los Cabezudos.

Tuvimos con nosotros a Imperial & Contino, dos de las cuatro Bodegas Cune (junto con CVNE y Viña Real), hablar de ellas es historia, tradición, continuidad en el tiempo y calidad.

CVNE nace en 1879 en Haro, La Rioja, fue fundada por dos hermanos y hoy en día sigue controlada por la 5ª generación de descendientes directos. Desde su nacimiento siempre se ha enfocado en la elaboración y crianza de vinos de máxima calidad, hoy día un referente a nivel mundial.

Tuvimos con nosotros dirigiendo la cata a Ana San Juan, enóloga de la bodega, quien nos contó historia y anécdotas de cada una de las bodegas, así como elaboración y características de los vinos seleccionados para el maridaje.

Imperial (Imperial Reserva y Gran Reserva) uno de los mejores vinos de España desde 1920, sólo se elabora cuando se producen cosechas excepcionales en Rioja. Las uvas provienen de 28 hectáreas de viñedos propios ubicados en Villalba (Rioja Alta), y de los viñedos seleccionados de las zonas de Briones y Montalvo, donde las viñas tienen una media de edad de más de 20 años, para asegurar la calidad del vino.

Contino, el primer château de la Rioja, nace en 1973 impulsado por la bodega centenaria CVNE y los propietarios de la finca de 62 hectáreas situada en la Rioja Alavesa. El vino que se produce en esta propiedad, frutoso y elegante, es heredero de la mejor tradición riojana. La perfecta combinación de suelos, clima atlántico-mediterráneo y afinada técnica han convertido a Contino, más de treinta años después de su primera añada, en un referente tanto dentro como fuera de España.

Además de Imperial y Contino, contamos en el menú maridaje con dos excepciones, un Monopole Clásico, historia de un remake al cabo de 40 años, elaborado a mano y en pequeñas cantidades, para ignorar los vaivenes de las modas y un Viña Real Reserva 1982, la añada más emblemática de la historia de Rioja con permiso de 1964.

 

cata-imperial-contino-los-cabezudos_011cata-imperial-contino-los-cabezudos_04cata-imperial-contino-los-cabezudos_05cata-imperial-contino-los-cabezudos_0620171026_222350cata-imperial-contino-los-cabezudos_3

“MÁS ALLÁ DEL MITO UNA CULTURA DE PACIENCIA Y DEDICACIÓN”

El pasado Jueves 9 de Febrero, a las 21h, en el Rte. Los Cabezudos, tuvo lugar la primera cita correspondiente al Ciclo de Catas y Maridajes 2017 de Los Cabezudos.

La cena maridaje fue organizada por Enoteca Khantaros y Restaurante Los Cabezudos, con Alberto D´Pena dirigiendo la velada, enólogo y propietario de dicha enoteca, máster en viticultura y enología, certificación Unesco, especializado en y creador de Stage de Aromas y experto en Vega Sicilia.

Fue una cata cualitativa y cuantitativa, donde tuvimos el placer de catar las recién salidas añadas que protagonizarán la campaña 2017 de Vega Sicilia.

Fundada en 1864 por Eloy Lecanda, Vega Sicilia ha pertenecido a lo largo de su historia a diversos propietarios, aunque siempre ha mantenido una calidad y una personalidad que le han conservado como un líder indiscutido en fama y prestigio. En 1982, la bodega fue adquirida por la familia Álvarez, que ha impulsado su expansión con la creación de Alión (1992, en la Ribera del Duero), Oremus (1992, en Hungría), Pintia (1997, en Toro) y Macán (2009, en Rioja, en sociedad con el empresario francés Benjamin de Rothschild).

El prestigio y su secreto: el tiempo. Una historia construida desde el trabajo, el amor al detalle, la tradición y la discreción. Más que una bodega. Un mito auténtico.

La cata dio comienzo con un Oremus Mandolas 2012, con olores a cítricos, lima y de color dorado por su uva furmint, maridado con Centolla Gallega de la Ria. Continuó con Caña de Lomo y Salchichón Ibéricos “Joselito”, acompañado de un suave, dúctil y redondo Macan Clásico 2013 (100% tempranillo) con aromas a fresa y mora. Seguidamente se cató un Pintia 2012 (Toro), muy cubierto, con potencia, aromas a aceitunas, cedro y chocolate, maridado con Cocochas de Bacalao al Pil-Pil. Alión 2013 (Ribera del Duero) junto a unos exquisitos Garbanzos con Carabineros fue el tercer tinto de la noche, precediendo al Vega Sicilia por excelencia, Valbuena 5º año 2012 (Ribera del Duero), compuesto de tempranillo, cabernet sauvignon y algo de merlot y cuyos aromas a pimienta negra, mantequilla y vainilla maridaron a la perfección con el Costillar de Lechal al Horno con Setas Silvestres. La cena finalizó con un Oremus Tokaj Aszú 3 Puttonyos (Hungría) cuya acidez, azúcares y aromas a naranja confitada acompañaron el postre, Cigarro y Teja de Tolosa con Helado de Vainilla y Cookies.

Fue una degustación perfectamente maridada por un recorrido a través de todas las bodegas pertenecientes a Vega Sicilia.

IMG_1898

IMG_1941IMG_1937 IMG_1934 IMG_1927 IMG_1925 IMG_1917 IMG_1906 IMG_1905 IMG_1904 IMG_1902 IMG_1900